Pastel de Atún y Verduras

Pastel de Atún y Verduras

Os traigo este pastel de atún y verduras, que no sabía muy bien como llamarlo, porque es como una especie de quiche, pero que no lleva nata ni similares y tampoco lleva masa, así que resulta un plato mucho más ligero. Tampoco es exactamente un flan de verduras, pero lo que sí es cierto es que está muy bueno y es facilísimo de preparar.

Ingredientes

  • Calabacín, 1 grande o 1 berenjena
  • Tomates, 2 grandes (*)
  • Huevos, 2 a 4 huevos
  • Atún natural o en aceite, 2 latitas
  • Aceite de oliva virgen extra, para engrasar el molde
  • Orégano, ½ cucharada
  • Queso rallado bajo en grasa, 3 cucharadas (**)
  • Sal

(*) La otra versión de la receta consiste en cambiar los tomates por unos 200 g de tomate frito casero, esta variante os la recomiendo a aquellos a los que no os guste encontrar los trocitos de tomate, pues aunque a mí me encanta el contraste de texturas, hay quien lo prefiere en salsa.

(**) Si estáis a dieta podéis y queréis que sea una receta muy baja en calorías podéis eliminar el queso y seguirá estando rico, pero eso sí, con el queso gratinado queda mucho más vistoso el plato.

Preparación

  1. Precalentamos el horno a 200ºC con calor arriba y abajo.
  2. Lavamos bien el calabacín, lo secamos y lo cortamos en rodajas de aproximadamente medio centímetro de grosor.
  3. Lavamos los tomates y, si tienen la piel muy gruesa los pelamos, si no podemos dejarla. Los abrimos por la mitad, retiramos las semillas y los cortamos en dados de medio centímetro.
  4. Engrasamos una fuente apta para horno con un poco de aceite de oliva virgen extra, colocamos una capa de rodajas de calabacín, salamos ligeramente, cubrimos con la mitad del tomate troceado y también lo salamos, repartimos por encima una latita de atún escurrido y regamos con un huevo batido. Repetimos con una capa de calabacín, tomate, atún y el otro huevo -hay que acordarse de salar ligeramente el calabacín y el tomate cuando lo coloquemos-.
  5. Espolvoreamos con el orégano y repartimos el queso rallado por encima.
  6. Tapamos con papel de aluminio y horneamos 30 minutos a 200ºC en la posición media del horno, pasado ese tiempo, retiramos el papel y gratinamos durante 5 minutos más con el grill a 250ºC para que se dore bien por arriba. Cuando estemos gratinando es mejor ir echando un vistazo cada poco para que quede a nuestro gusto.
  7. Podemos servirlo caliente o frío, pues también está muy rico.

©2019